Displasia de cadera canina y cómo ayudar a tu perro

La displasia de cadera en perros suele ser una afección genética que se produce debido al desarrollo anormal de la articulación de la cadera en un perro joven. Aunque la mayoría de los perros que sufren de esta enfermedad nacen con ella, a veces los perros perfectamente sanos la desarrollan repentinamente a medida que crecen.

Lee nuestra nota para aprender toda sobre esta enfermedad canina.

¿Qué causa la displasia de cadera?

displasia de cadera
displasia de cadera

La displasia de cadera hace que los tejidos blandos que rodean las articulaciones de la cadera se debiliten y el ligamento que normalmente sujetaría la cadera en su cavidad se estira, provocando la separación de los huesos de la cadera.

La displasia de cadera puede ocurrir en una sola cadera o en ambas. Las razas de perros más grandes son las más susceptibles a esta enfermedad, ocasionalmente los perros de tamaño mediano también padecen esta enfermedad, pero las razas más pequeñas tienen menos probabilidades de adquirir displasia de cadera.

Los perros de razas mixtas tienen menos probabilidades de tener displasia de cadera que los perros de raza pura. Algunas de las razas más comúnmente afectadas son: Grandes daneses, pitbulls, rottweilers, pastores alemanes, san bernardo, labrador y golden retriever.

Los perros cuyos padres tenían displasia de cadera tienen muchas más probabilidades de adquirir la enfermedad que otros perros.

También hay otros factores que pueden poner en riesgo a un perro sin antecedentes genéticos de la enfermedad. La dieta y la nutrición de un perro pueden desempeñar un papel importante. Los perros obesos tienen un riesgo mucho mayor de desarrollar displasia de cadera que los perros sanos. Además, los perros que han pasado hambre, han sufrido abusos o han sufrido desnutrición corren un mayor riesgo.

Cómo reconocer los síntomas de la displasia de cadera en tu perro

Los síntomas de la displasia de cadera en perros son similares a los síntomas de la osteoartritis. Tu perro presentará rigidez y dolor en las patas traseras después del ejercicio o a primera hora de la mañana. Algunos perros cojean o caminan y corren de manera diferente, a menudo en una especie de movimiento de salto.

Muchos tendrán problemas para ponerse de pie después de estar acostados o tendrán problemas para navegar por las escaleras, subirse y bajarse de sofás o camas, y algunos incluso pueden gemir, quejarse o aullar con un movimiento repentino de sus patas traseras.

Los perros de cualquier edad pueden mostrar los síntomas de la displasia de cadera. Algunos perros muestran síntomas cuando aún son cachorros, mientras que otros no presentan síntomas hasta la edad adulta o incluso la vejez.

A los perros mayores a menudo se les diagnostica erróneamente que solo tienen artritis cuando en realidad se trata de displasia de cadera. Las radiografías y otras pruebas médicas pueden indicar la diferencia, por lo que si su perro muestra estos síntomas, llévelo al veterinario.

¿Cómo se diagnostica la displasia de cadera del perro?

Un veterinario puede diagnosticar la displasia de cadera con una radiografía simple y un examen físico.

¿Qué tratamientos están disponibles para perros con displasia de cadera?

Existen muchos tratamientos diferentes para esta enfermedad en perros. La mayoría de los perros pueden tratarse de forma no quirúrgica siempre que se descubra la enfermedad antes de que se haya producido demasiado daño en la articulación de la cadera. Depende del dueño del perro elegir qué tratamientos usar para su perro. A menudo, un perro requiere una combinación de opciones de tratamiento.

Control de peso:

Si el perro tiene sobrepeso, empeora el dolor y los síntomas de la enfermedad. Hacer que los perros con sobrepeso sigan una dieta saludable hasta que tengan un peso saludable mejorará en gran medida los síntomas del perro.

Ejercicio

Hacer que el perro haga ejercicio regular en la articulación afectada puede ayudar a aumentar el flujo sanguíneo al área, así como a fortalecer otros músculos para aliviar la holgura del área enferma. El ejercicio suave es mejor como nadar, caminar y jugar suavemente.

Terapia de Masajes

Masajear regularmente el área afectada en el perro también aumenta el flujo sanguíneo, alivia la tensión y ¡simplemente se siente muy bien paratsu perro!

Mantener abrigado a tu perro

El frío afecta la displasia de cadera, al igual que afecta la artritis. Asegúrate de que tu perro tenga un lugar cálido y cómodo para dormir, manten a tu perro adentro cuando hace mucho frío, y si hace frío afuera, colócale un suéter antes de sacarlo a caminar.

Haz la vida de tus perros más fácil

Usar escaleras y saltar para subir y bajar de sofás y camas o entrar y salir de un automóvil puede causar mucho dolor a un perro con displasia de cadera. Construir o comprar una rampa para escaleras exteriores puede ser de gran ayuda.

Suplementos orales para perros

Hay bastantes suplementos orales naturales y saludables disponibles para perros que realmente pueden hacer maravillas para aliviar el dolor debido a la displasia de cadera o la artritis. Consulte con su veterinario para encontrar los suplementos adecuados para su perro.

Medicamentos antiinflamatorios

Existe mucha controversia sobre la administración de estos medicamentos a los perros. Diferentes veterinarios tienen diferentes opiniones. Ve lo que recomienda el veterinario y luego investiga antes de tomar una decisión.

Hay muchos medicamentos antiinflamatorios diferentes disponibles para perros. Algunos están en forma de píldora comestible; otras son pastillas que deben triturarse u ocultarse en los alimentos, y algunas deben inyectarse en el perro. Siempre consulte con su veterinario antes de comenzar cualquier terapia con medicamentos.

Procedimientos quirúrgicos

Existen diferentes opciones quirúrgicas para perros con displasia de cadera muy grave. La cirugía de reemplazo de cadera es una opción popular. Las soluciones quirúrgicas para la displasia de cadera en perros se utilizan solo como último recurso.

Puedes ayudar a tu perro con displasia de cadera a evitar la cirugía reconociendo los síntomas temprano y manteniendo a su perro nutricionalmente saludable y con el peso adecuado mientras se asegura de que su perro haga ejercicio con regularidad.

Si te encuentras en la búsqueda del veterinario adecuado para tu chihuahua, te recomendamos que leas nuestro artículo 5 pasos para encontrar un veterinario para tu chihuahua

¡Si te gusta nuestra web conoce nuestra cuenta de instagram!

Te podría interesar también...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir